Nodo50, contrainformación en red. Servidor Alternativo.

Reprimieron a trabajadores de IMPA

Jueves 17 de abril de 2008. Nodo50 | Descargar artículo en PDF

Buenos Aires. Argentina
Cerca de las 11 horas la policía empezó a reprimir a los trabajadores de la fábrica IMPA y a los 200 integrantes de otras fábricas recuperadas que se encontraban en el lugar, en Pringles y Querandíes. Luego de haber conseguido que dejaran la puerta, los efectivos policiales siguieron a los trabajadores por las cuadras del barrio, produciendo una feroz cacería. A las 15 horas se realizará una conferencia de prensa en la sede de la CTA, ubicada en Piedras e Independencia.

A las 11 la policía empezó a reprimir a las 200 personas que estaban en la puerta de la fábrica recuperada IMPA, en Pringles y Querandíes.

Cerca de 200 personas estaban allí con los trabajadores para analizar los pasos a seguir, porque el martes 22 la Justicia decidió clausurar la fábrica.

El personal de la Comisaría 11, junto con efectivos de la Guardia de Infantería tiraron balas de goma, chorros de tinta, propios de las cacerías policiales y había un camión hidrante. Luego de haber conseguido que dejaran la puerta, los siguieron por las cuadras del barrio, produciendo una feroz cacería.

Producto de la persecución policial sobre las 13 horas los trabajadores aún estaban dispersos por las calles de Almagro ya que la policía interceptaba a quienes intentaran regresar a la metalúrgica.

Recién a las 14 horas varias personas lograron reunirse en la esquina de Pringles y Querandíes en estado de asamblea permanente.

Hay 20 heridos, dos de ellos fueron trasladados a un hospital (no se conoce cual) y once detenidos, de los cuales dos son compañeras de Impa y del resto se desconoce su identidad, aunque los trabajadores creen que serían integrantes de otras organizaciones y estarían alojados en la Comisaría Nº 11 (Díaz Vélez 4633).

Los trabajadores se reunieron con el Juez Víctor Hugo Vitali, y esperaban que llegue el abogado de derechos humanos para poder comenzar a buscarlos.

Los trabajadores informaron que seguirán aguardando en la esquina de la fábrica junto a las otras empresas recuperadas y organizaciones sociales.

Se realizará una conferencia de prensa a las 15 horas en la sede de la CTA, ubicada en Piedras e Independencia.

Contacto

Pablo Piñeyro: 153564-3919


Entrevista con Pablo Piñeyro, trabajador del IMPA.

Lo que pasó recién fue una represión policial sobre los trabajadores que estábamos en Pringles y Querandíes desde el momento en que decidieron desalojar a los trabajadores y soldar las puertas de IMPA. Esto te digo que está ocurriendo simultáneamente con compañeros que están entrevistándose con el juez para poner en orden las cosas, para ocupar y poder recuperar nuestra fábrica.

En este momento estamos dispersos, alejados en distintas partes de Almagro y Caballito porque la policía, no contenta con reprimirnos, salió a perseguir por las calles a nuestros compañeros y los de cooperativas que nos apoyan.

La reunión de hoy, aunque no tenemos comunicación con los compañeros que están con él, entendíamos que era decisiva con respecto a qué vamos a hacer: si nos entregan la fábrica o tendremos que luchar por ella.

¿Cómo comenzó la represión hoy?

Estábamos manifestándonos y cerca de las 11 hs., se acercaron a las vallas algunos compañeros nuestros y de las cooperativas que nos están apoyando, con ruido y bombos. En ese momento empezaron las balas de goma y el camión hidrante para marcarlos, entintarlos (el camión hidrante con chorro de tinta), y respondimos como pudimos, pacíficamente.

¿Cuántos eran ahí?

Éramos cerca de 200 personas. Pero ellos ya estaban desde la mañana temprano, serían dos filas de vereda con gente de infantería. O sea que estaba prevista de alguna forma la represión, sino no se explica este despliegue.

¿Sabés desde donde vino la orden de represión?

No, desde lo inmediato de alguna orden de ellos. No sé si es respuesta de la policía, del Ministerio del Interior o del juzgado. Porque el juez, si está en este momento hablando con los compañeros del IMPA…

El juez ha tenido una actuación muy poco clara para con nosotros porque cuando pidiendo documentación, que se le acercó, y él y el secretario dijeron que estaba bien, después mandó a cerrar la fábrica. A esta altura no podemos creer ni en el juez ni en las leyes que aplica. Estamos luchando por la justicia que tendría que ser la misma cosa con la ley y parece que no es así. Por un lado, corre la interpretación de un juez de qué es la ley y, por otro, la justicia a trabajadores que quedan desocupados.

¿Considerás que lo que está en juego es un interés inmobiliario?

Es uno de los componentes fuertes. Ligado a que el síndico que toma la operatoria de quiebras en sus manos, se ha mostrado mal predispuesto con IMPA. Esto comenzó de forma manifiesta cuando nosotros nos negamos a pagarle 12,5 mil pesos, por una comisión que fue desalojada en agosto y le llevamos 5 mil pesos que era lo que entendíamos que podíamos pagar. Nunca lo quiso cobrar y a partir de ese momento comenzaron los problemas.

¿Sabes cuántos detenidos y heridos hay?

Hay 11 detenidos, estamos buscándolos, tratando de tener información porque no sabes a qué comisaría se los llevaron, suponemos que están en la comisaría 11, en Díaz Vélez pero no los sabemos. Entre ellos, hay dos mujeres y dos compañeros trabajadores del IMPA identificados, y del resto no tenemos la identidad. Estamos esperando al abogado para comenzar a buscarlos. Y hay heridos de bala, de palos, diversas contusiones.

¿Están en algún hospital?

No, porque automáticamente caen detenidos. Hay curaciones que se hicieron al paso. Hasta este momento pensamos que no hay ninguno grave.

Por Colectivo Devenir, especial para ANRed.

Fotos de la clausura realizada en la noche del martes 15 de abril (Por Acción Fotográfica)

Fuente: Anred

Versión PDF: Descargar artículo en PDF | Enlace permanente: info.nodo50.org/355