Comunicado del colectivo 1984 ante la dimisión del Alcalde de nuestro municipio de Pozuelo de Alarcón

23 de marzo de 2009.

Ante la dimisión del Alcalde de nuestro municipio de Pozuelo de Alarcón, D. Jesús Sepúlveda, tras su imputación en un caso de corrupción urbanística que implica al Partido Popular valenciano, madrileño y estatal, el Colectivo 1984 quiere manifestar lo siguiente:

  • Que sólo la pugna política entre los dos partidos del Estado ha permitido desvelar un capítulo parcial de corrupción que implica, en todo caso, en formas más o menos ilegales, a la mayoría de la élite política y empresarial.
  • La construcción y la especulación financiera han sido durante dos décadas los pilares de un modelo de desarrollo económico destructor del territorio y productor de precariedad, altamente injusto e insostenible. El bloque social dominante asentado sobre este modelo: el de los rentistas, especuladores y constructores-promotores es la verdadera capa rectora de la sociedad madrileña.
    Ellos son los responsables de la virulencia de la crisis capitalista en la metrópolis madrileña y en el Estado español. Hasta que no se erosione el poder político y económico de este bloque social no habrá posibilidades de transformación social emancipadora, democrática y con reparto de la riqueza.
  • Nuestros barrios han sufrido durante décadas la especulación y la destrucción del territorio y el espacio público. Las consecuencias son palpables en términos de escasez de dotaciones culturales, asociativas, o de transporte público. También sufrimos la destrucción de vínculos que producen, la atomización y fragmentación de la débil ciudadanía, suplantada con consumismo, individualismo, medicación. Para quienes construimos barrios y fiestas populares no hay más alternativa que enfrentar el urbanismo neoliberal, la ciudad escaparate y autopista, policial y antiecológica.
  • Las tropas fascistas entraron en Pozuelo de Alarcón en 1939, y pusieron un alcalde ajeno a la voluntad popular. Desde las primeras elecciones municipales hemos tenido alcaldes de Alianza Popular y del Partido Popular. Expulsar al neofranquismo del consistorio es una prioridad para las víctimas de la especulación, para quienes sufren el acoso policial y las agresiones fascistas, para los trabajadores migrantes y los precarios, para los gays y las lesbianas, para quienes quieren sanidad y educación públicas, gratuitas y de calidad.
    Lejos de confiar en el PSOE, nuestra apuesta es disputarle la hegemonía a la derecha desde abajo y a la izquierda, desde los barrios que llenamos cada día más de pensamiento crítico, de cultura participativa, de cooperación y comunidad, de alegre rebeldía.
  • Exigimos, por último, la dimisión de todo el equipo del anterior alcalde, la publicación de las cuentas municipales y su puesta en conocimiento de todos los vecinos, y la convocatoria de nuevas elecciones municipales, puesto que ya no puede deducirse que se mantenga la confianza vecinal en ninguno de los representantes en un ayuntamiento, que callaron y consintieron, por complicidad ineptitud o miedo, el derroche y la corrupción con las cuentas públicas.

La lucha es el único camino.

Colectivo 1984 Aravaca-Pozuelo

Versión PDF: Descargar artículo en PDF | Enlace permanente: https://info.nodo50.org/1557