Nodo50, contrainformación en red. Servidor Alternativo.

Lo que interesa al europeo … y lo difícil que es conseguirlo con una iniciativa ciudadana

Jueves 4 de abril de 2013. Nodo50 | Descargar artículo en PDF

Por Josu Juaristi para 7K (dominical de Gara)

El proyecto de Iniciativas Ciudadanas Europeas cumple un año y entre noviembre y enero pasará su primer examen serio, cuando sepamos cuantas iniciativas logran el millón de firmas necesario para que la Comisión Europea abra un proceso legislativo desde abajo. El balance de estos primeros doce meses es pobre, y 2013 puede cerrarse con un desalentador suspenso.

Hace justamente un año anunciábamos en estas mismas páginas el lanzamiento y entrada en vigor de la Iniciativa Ciudadana Europea (ECI por sus siglas en inglés: The European Citizens’ Initiative). Hoy, doce mese después y solo catorce iniciativas en marcha, analizamos lo que está dando de sí una idea que la propia UE presenta así: “La Iniciativa Ciudadana Europea es una invitación para que la Comisión Europea proponga un texto legislativo en alguno de los ámbitos de conpetencia de la UE. Las iniciativas ciudadanas deben recibir el apoyo de, al menos, un millón de ciudadanos de al menos siete estado miembros de la Unión, alcanzando un número mínimo de firmantes en cada uno de ellos”.

En los 27 estados miembros fue presentado de formas muy variadas, desde el “Tu decides” alemán, al “Tu puedes” inglés o al más modesto y acertado “Es una contribución a la agenda europea” italiano. Pero todos los estado, prácticamente sin excepción, coincidieron en un punto: la escasa o nula campaña ante sus ciudadanos para dar a conocer el lanzamiento de la ECI. Seguramente porque, en el fondo, tampoco les interesa demasiado que los europeos se emocionen en exceso con cuestiones tales como transparencia, participación, colaboración y democracia. La música suena bien y es perfecta para venderla como campaña comunicativa, pero sin pasarse, solo un poquito, para quedar bien. Prefieren difundir una cierta percepción de transparencia, participación y democracia, sin tener que ir demasiado lejos en su implementación real. De otro modo se habrían implicado mucho más en su difusión, y la primera conclusión que puede hacerse de este primer año de “servicio” de la ECI es, precisamente, que son pocos los ciudadanos que la conocen.

Alguno dirá que quien esté interesado ya se habrá enterado, pero ese argumento nos lleva a una de las grandes carencias y errores del actual modelo de integración: dejar la cuestión europea en manos de unos pocos “iniciados”, y no de la ciudadanía, a la que en último término apela, su supone, esta iniciativa.

Quizás por ello, en un año unicamente se han presentado 25 iniciativas, de las cuales 7 ni tan siquiera han sido registradas porque la Comisión Europea las ha rechazado al considerar que no cumplen los requisitos establecidos en el Reglamento sobre la Iniciativa Ciudadana, y 4 más han sido retiradas por sus propios organizadores y figuran como “obsoletas”. Así que son 14 las que están activas, ya en fase de recogida de firmas. Todas se pueden consultar en http://ec.europa.eu/citizens-initia...

A continuación repasaremos, de forma muy breve, estas catorce iniciativas registradas ante la Comisión Europea y comprobaremos los graves problemas que la mayoría tienen para recoger firmas y lo poco que el sistema ayuda. En cierto modo, refleja lo que ahora mismo parece interesar al ciudadano europeo, pero también retrata sus carencias, tanto como las de la UE.

Fraternité 2020. Movilidad. Progreso. Europa (1). La primera que fue aceptada y registrada (el 9 de mayo de 2012). El plazo para la recogida de firmas concluirá el 11 de noviembre de este 2013. Otras ocho iniciativas presentan el mismo plazo. Es significativo que en estos nueve primero casos tuviera que ser establecido un nuevo plazo para la recogida de firmas debido a las dificultades experimentadas por Comisión Europea.

F2020 pretende “fomentar los programas de intercambio de la UE como el Erasmus o el Servicio Voluntario Europeo con el objetivo de contribuir a una Europa unida basada en la solidaridad”. Entre otras cosas, propone utilizar los fondos europeos “de forma más consistente” para fomentar la movilidad y promover el intercambio (pide destinar el 10% del presupuesto de la UE a estos programas).

El derecho al agua y el saneamiento como derecho humano (2). Persigue que el abastecimiento de agua y la gestión de recursos hídricos no se rijan por “las normas del mercado interior” y que se escluya este servicio del ámbito de la liberalización. Ya han recogido 1.291.805 firmas y pretenden llegar a dos millones en septiembre, de forma que la Comisión no tenga más remedio que lanzar el procedimiento legistativo.

Uno de nosotros (3). Defiende “la protección jurídica de la dignidad, del derecho a la vida y de la integridad de todo ser humano desde la concepción, en los ámbitos de competencia de la UE donde dicha protección resultara significativa”. Es una iniciativa impulsada por grupos muy religiosos y conservadores.

Stop vivisection (4). Fue registrada el 22 de junio del año pasado. Pide abolir la experimentación con animales en el campo de la investigación biomédica y toxicológica en la UE.

Educación europea de alta calidad para todos (5). “El futuro de Europa depende de la educación, de la forma de educar a los ciudadanos y de cómo estos aprenden, así que los objetivos comunes de educación que reflejan los valores europeos básicos deben estar en el centro de una solución a los desafíos de hoy”. Básicamente la iniciativa pide la creación de una plataforma educativa que estimule el debate sobre cómo mejorar las escuelas e impulsar la dimensión europea de la educación en el conjunto de la Unión.

Por una gestión responsable de los desechos y contra las incineradoras (6). Es una de las pocas iniciativas que aparece en un único idioma en la página de la ECI. Pide reforzar la clasificación de los residuos domésticos: prohibir el sobre-embalaje, obligar a utilizar envases reciclables; prohibir la incineración y llevar a cabo la gestión y tratamiento de los residuos sin que afecten al medio ambiente y a la salud.

Suspensión del paquete de energía y cambio climático de la UE (7). Aboga por reducir los precios del combustible y la energía, aumentr la seguridad energética y poner freno a la actual política medioambiental de la UE. Está impulsada por los grupos del Parlamento Europeo más antieuropeistas.

Central public online collection platform for the European Citizen Initiative (8). Quiere desarrollar una plataforma online para registrar nuevas iniciativas y recoger firmas, sin barreras y de fácil acceso y uso (se supone que no consideran adecuada la plataforma que la Comisión Europea puso al servicio de todos).

Iniciativa europea a favor del Pluralismo en los Medios (9). Busca proteger el pluralismo de los medios de comunicación mediante una armonización parcial de las legislaciones estatales en materia de propiedad y transparencia de dichos medios. Lo apoa la Federación Europea de Periodistas y ya han firmado, entre otros, el actual presdidente del Parlamento Europeo, el socialdemócrata alemán Martin Schulz. Sin embargo, es de los pocos, puesto que, de momento esta Iniciativa Ciudadana Europea ha recogido muy pocas firmas, apenas unas dos mil.

30 Km/h ¡por unas calles habitables! (10). Afirman que un límite de velocidad estándar de 30 km/h contribuiría a mejorar la seguirdad vial y a proteger mejor el medio ambiente, aunque las autoridades locales podrían establecer otros límites si es necesario. Llevan recogidas 17.055 firmas. El plazo vence en noviembre.

Tarifa plana de comunicaciones única (11). Todo incluido, para terminar ya con las tarifas de roaming. Todavía no facilitan datos de recogida.

Renta básica (12). Fue rechazada al principio. Pide asegurar las necesidades básicas de todos los europeos. El plazo de recogida de firmas vence en enero de 2014.

Acabemos con el Ecocidio (13). Objetivo principal: “Asegurar que las personas puedan ser declaradas responsables por cometer ecocidio, prohibir y prevenir cualquier ecocidio”. Han reunido unas 15.000 firmas.

Let me vote (14). Los objetivos principales de la iniciativa son “dar carta de naturaleza al concepto de Ciudadanía de la UE y facilitar la libertad de movimiento dentro de la UE al otorgar a los ciudadanos de la UE residentes en otro Estado miembro el derecho de votar en todas la elecciones políticas en su país de residencia en las mismas condiciones que los nacionales de dicho Estado”.

Iniciativas rechazadas. Las iniciativas que no han sido aceptadas por la Comisión abogan, entre otras cosas, por instaurar el derecho de autodeterminación en la UE (rechazada “porque queda fuera de las competencias de la Comisión Europea presentar una iniciativa legislativa en este ámbito”; de hecho casi todas han sido rechazadas por el mismo motivo), crear un banco público europeo para el desarrollo social, ecológico y solidario, abolir la tauromaquia, acabar con la energía nuclear, …

Conclusión. Los datos, las pocas propuestas presentadas, las siete rechazadas, la escasa comunicación y difusión de la CEI y las dificultades que todas las iniciativas (excepto una, la del derecho básico al agua) están teniendo para recoger firmas demuestran que la Iniciativa Ciudadana Europea está lejos de haber alcanzado en su primer año una velocidad de crucero significativa.

En los primero meses se registraron muchos problemas técnicos en el servidor facilitado a los organizadores de las iniciativas por la Comisión Europea, lo que, entre otras cosas, llevó a retrasar los plazos de recogida de firmas de casi todas para que el año previsto para recabarlas comience cuando todo esté en marcha; los costes asociados a los problemas de software aumentaron más de los previsto (hasta 7.000 euros más en el caso de la iniciativa “30 km/h”); el sistema de recogida de firmas online sigue siendo complejo y es un obstáculo serio para los organizadores, algunos de los cuales se quejaron, además, de que los técnicos de la Comisión tardaron demasiado tiempo en atender las peticiones de ayuda (en algún caso, solo lo hicieron tras una carta formal al comisario europeo Maros Sefcovic); las traducciones llevan tiempo, … No ha sido fácil para los “pioneros”.

Además, cada Estado impone sus propias normas para la recogida de firmas. Es más complicado de lo que parece crear equipos pluriestatales, desarrollar las páginas web, buscar y recoger firmas en al menos siete estados miembros, … Las iniciativas son interesantes e importantes, pero este primer año demuestra que el balance a fin de 2013, cuando venzan los primeros plazos de recogida de firmas, puede ser pésimo, descorazonador. Y refleja, además, que la Comisión tiene una excusa infalible para rechazar propuestas: decir que escapan a su competencia. Y no debería ser tan fácil si quien lo pide es un ciudadano.

Por último, se constata también lo complicado que es generar dinámicas realmente europeas para colectivos o ciudadanos que no cuentan con el apoyo de instituciones, multinacionales o grupos de presión. Algo falla si a fin de un año solo una iniciativa logra recabar el número suficiente de firmas.

(1) http://es.fraternite2020.eu/sign.html
(2) http://www.fnca.eu/index.php/compon...
(3) http://www.andevi.org/index.php/es/...
(4) http://www.animanaturalis.org/n/41390
(5) http://ec.europa.eu/citizens-initia...
(6) http://ec.europa.eu/citizens-initia...
(7) http://ec.europa.eu/citizens-initia...
(8) http://ec.europa.eu/citizens-initia...
(9) http://ec.europa.eu/citizens-initia...
(10) http://es.30kmh.eu/
(11) http://www.europarl.europa.eu/news/...
(12) http://www.tercerainformacion.es/sp...
(13) http://ec.europa.eu/citizens-initia...
(14) http://ec.europa.eu/citizens-initia...

Portafolio

Descargar
Doc: JPEG
Peso: 6.4 KB
Res: 266x190 px
Descargar
Doc: JPEG
Peso: 6.9 KB
Res: 209x241 px
Descargar
Doc: JPEG
Peso: 11.8 KB
Res: 225x225 px
Descargar
Doc: JPEG
Peso: 3.2 KB
Res: 240x92 px
Descargar
Doc: JPEG
Peso: 5.4 KB
Res: 144x189 px
Descargar
Doc: JPEG
Peso: 8.7 KB
Res: 225x225 px

Versión PDF: Descargar artículo en PDF | Enlace permanente: info.nodo50.org/5025