Nodo50, contrainformación en red. Servidor Alternativo.

Las Brigadas Vecinales de Observación de los Derechos Humanos presentaron el II Informe (2011-2012)

Domingo 16 de diciembre de 2012. Nodo50 | Descargar artículo en PDF

En este segundo informe, presentado en la Semana Mundial en Defensa de los Derechos Humanos, denunciamos que los controles racistas en Madrid siguen produciéndose a diario. Como sabemos, estos controles son prácticas gubernamentales discriminatorias, racistas, clasistas y xenófobas que vulneran derechos y libertades fundamentales.

Cuando la vulneración de derechos se normaliza: controles racistas en Madrid

Desde la presentación del primer informe de las BVODH hemos recibido un total de 1.144 avisos y documentado al menos un control racista en la tercera parte de nuestras salidas entre mayo de 2011 y noviembre de 2012. Constatamos de esta forma que la violación sistemática de los Derechos Humanos continúa en las calles en forma de controles de identificación de las personas siguiendo criterios meramente discriminatorios, racistas, clasistas y xenófobos. Recordamos una vez más que los controles racistas son injustos, vulneran los derechos fundamentales, atentan contra la dignidad de las personas y socavan principios básicos recogidos en la Constitución española y los Tratados Internacionales.

A partir de la publicación de la Circular X/2012 de la DGP (21 de mayo de 2012), hemos recibido 255 avisos. Evidenciamos que la Circular no ha supuesto el fin de estos controles discriminatorios, sino más bien un mero intento de invisibilización mediática y social, así como un ensayo de normalización de su existencia en un contexto de vulneración generalizada de derechos.

Algunas conclusiones tras el análisis de datos:

Los datos recogidos en este informe constatan que los controles siguen existiendo a pesar del cambio en el discurso institucional y del uso de técnicas de invisibilización y normalización.

En este sentido, la denuncia social y las prácticas de desobediencia civil por parte de la sociedad, han jugado un papel importante para visibilizar las redadas racistas.

Mientras tanto, desde diversas instancias del Gobierno, se ha continuado con la coacción y la criminalización de quienes denuncian estas prácticas a través de sanciones (administrativas e incluso penales), así como la difusión de declaraciones públicas con este fin.

Las redadas racistas tienen efectos directos en la vida cotidiana. Por un lado, coartan las libertadas de residencia y de circulación y el derecho a no discriminación de las personas, y por otro lado, suponen un claro intento de vinculación entre migración y delincuencia.

Mediante estas prácticas, se convierte a un sector social en punta de lanza para la introducción de medidas en la vida cotidiana de los barrios, que dificultan la convivencia y normalizan el control policial y la coacción de derechos y libertades.

JPEG - 99.6 KB
Dos brigadistas presentan el 2º informe de las Brigadas Vecinales

Descargas:

Dossier de prensa del 2º informe de las Brigadas Vecinales (diciembre 2012). Incluye los informes de 2010-2011 y 2011-2012, comunicado de prensa anunciando la presentación del informe, gráficos y tablas del informe, y fotos para uso en prensa. Descargar el dossier completo: archivo comprimido en zip.

Datos brutos. Listado completo de los avisos recopilados. Descargar avisos: hoja de cálculo LibreOffice en ods, hoja de cálculo en xls u hoja de cálculo en xlsx.

Fuente: Brigadas Vecinales de Observación de Derechos Humanos

Más noticias relacionadas en Nodo50
Versión PDF: Descargar artículo en PDF | Enlace permanente: info.nodo50.org/4894